Tendencias decorativas aw 17-18: lo que se lleva y lo que no.

Tendencias decorativas aw 17-18: lo que se lleva y lo que no.

El “veroño” parece que por fin se ha decidido a abandonarnos y, al menos en Madrid, ya damos la bienvenida a la nueva temporada deco. Estamos tan contentas, que hemos hecho un recopilatorio con lo todo lo que se lleva y lo que no esta temporada otoño/invierno 2017.

Hay de todo; modas que se resisten a desaparecer, otras nuevas que vienen pisando fuerte y algunas tendencias que estábamos deseando desterrar y de las que por fin nos hemos despedido. ¿Quieres estar a la última? Pues ¡sigue leyendo!

VIENEN PISANDO FUERTE:

  • Los estampados de flores. Muchas veces, lo que ves en las firmas de moda, llega también a la decoración. ¿El boho invade las tiendas de ropa? Pues ha llegado también al mundo deco. A nosotros nos gusta incorporarlo, pero con mesura. Una buena colección de cojines combinados con estampados más ligeros es nuestra opción ganadora.
  • Los tonos oscuros, fuertes y elegantones (azul pato, verde petróleo, burgundy…). Nos encantan porque dan a las viviendas un toque british que nos resulta muy chic. Si no te atreves en incorporarlos a lo grande, pintando una pared, por ejemplo, ¿qué tal un sillón en tu rincón de lectura o algunos complementos y láminas decorativas?
  • La tendencia más luxury, aunque en su expresión más moderada y elegante. Si quieres estar en la vanguardia de la moda deco, no puede faltar en tu casa alguna pieza que represente el lujo en su versión más clásica: terciopelos, dorados, alguna pieza de líneas más barrocas… Eso sí, pinceladas. No es una tendencia de la que se pueda abusar.

  • El Hygge. Seguro que ya has oído hablar de este concepto danés, tan difícil de traducir. Aunque el concepto da para libro, podemos resumirlo en “disfrutar de los pequeños placeres que puede proporcionarte tu hogar”. Una taza de café caliente, bajo una manta muy gustosa, bien arrellanada entre tus cojines, el sol entrando por la ventana, tus calcetines y tu jersey gorditos favoritos… eso es hygge. 

  • El efecto terrazo. Genera amor y odio a partes iguales pero es tendencia y no podemos obviarlo. Si te animas, ten cuidado porque no es un revival literal y será difícil que lo encuentres en el suelo. Aparece sobre todo recreado en papeles pintados, encimeras y algunos objetos decorativos.

  • Los cabeceros tapizados. Son la forma más sencilla de incorporar lujo instantáneo a tu dormitorio. Cuanto más altos y más capitoné, mejor, aunque si no quieres cansarte pronto, puedes optar por una altura media y un capitoné poco marcado. O incorporar un sencillo borde chincheteado que te dará un efecto similar pero mucho más discreto y contemporáneo.

SIGUEN CON NOSOTROS:

  • Los dorados. Nosotras hace tiempo que los incorporamos a nuestra colección y siguen estando muy presentes: golondrinas, esculturas alámbricas de cactus, candelabros, bandejitas decorativas, lámparas de sobremesa, revisteros… hay muchas opciones para incorporar la estética goldie con mucho estilo y con mesura. Casan muy bien con la tendencia luxury, así que los detalles dorados no pueden faltar en tu casa esta temporada.
  • Los terciopelos y tactos muy gustosos en los textiles. Entroncan también con la estética más luxury por ser tejidos tradicionalmente asociados a la calidad y exclusividad. Los puedes incorporar en cojines, mantitas o directamente, en sofás, cabeceros y sillones.
  • El color mint. Será porque es un color sin género, será porque es cálido y amable, será porque combina bien con casi todo… no sabemos por qué, pero el mint se ha instalado definitivamente en nuestras casas y no parece dispuesto a irse. Si pensabas que era una moda pasajera y aun no te has atrevido, hazlo sin miedo: marcos de fotos, cojines, caminos de mesa y, ¿por qué no? sillas y sillones tapizados.
  •  La vegetación en las casas. Nosotras llevamos esta tendencia por bandera desde que tenemos uso de razón deco J. Las plantas alegran cualquier rincón, llenan de vida los salones y son el toque que no puede faltar en cualquier ambiente.

Las hay para todos los gustos y de todos los tamaños. Incluso si tienes problemas para cuidarlas, hay opciones para ti. Las últimas en llegar, las versiones colgantes: potos, helechos, rhipsalis… hazte con un macetero colgante de crochet y verás cómo cambian los rincones aburridos de la casa.

No te olvides de monsteras, cactus y sanseverias; son muy fáciles de cuidar y ahora están de plena tendencia.

DESAPARECEN:

  • Las piñas. Tuvieron su momento pero los cactus les tomaron el relevo y no parecen dispuestos a irse. Y las cerezas, que vienen pisando fuerte y sí, son las nuevas piñas.
  • Los mensajes positivos everywhere. Que sí, que al principio daban buen rollo y eso pero… ya no. Estamos saturados de tanto mensaje y vale, primero café, pero no hace falta verlo escrito hasta en la sopa.
  • Comprar sillas de imitación. Tanta réplica ha conseguido que hasta los que tienen una silla Eames auténtica quieran deshacerse de ella. Hay sillas bonitas y cómodas más allá de la DSW y tu casa agradecerá muy mucho no ser igual que todas las demás.
  • Flamencos rosas y estampados tropicales. Nos gustaron en su momento pero ya se les auguraba una vida corta. Si te gusta lo tropical incluye plantas en casa, pero plantas de verdad. Créenos, los cojines llenos de loros y los papeles pintados con guacamayos pasaron a la historia.
  • Los vinilos. Ni el skyline de Nueva York, ni frases positivas, ni ramas de árboles, ni pajaritos en un cable de teléfono, ni family rules; no se salva ni uno. Si tienes un calendario planificador y le das uso, vale. Todo lo demás, fuera de la pared.

¿Qué opinas tú? ¿Hay alguna tendencia que desterrarías antes de que despunte? ¿alguna que te resistas a abandonar? Cuéntanos en los comentarios 😉

Sin comentarios

Enviar comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.